El PNUD insta a gobiernos, empresas y comunidades a potenciar su colaboración en aras de una nueva era climática y de desarrollo

10-dic-2014

Lima, 9 de diciembre de 2014Encarar el cambio climático requiere una rigurosa colaboración entre los sectores público y privado, el compromiso con la sociedad civil y unas instituciones sólidas y transparentes, afirmó hoy la Administradora del Programa de las Naciones Unidas para el Desarrollo (PNUD), Helen Clark, en su resumen final a la reunión de tres días de la Conferencia de las Partes (COP), de la Convención Marco de Naciones Unidas sobre el Cambio Climático (CMNUCC) que finaliza en Lima.

“Estamos en el umbral de creación de una nueva etapa de actuaciones sobre el cambio climático, aquí en Lima y más adelante con la vital adopción de un nuevo acuerdo sobre el clima en París el próximo año. Por otra parte, nos encontramos ante un inminente programa de desarrollo para después de 2015,” subrayó Helen Clark. “Y podemos lograr nuestros objetivos mediante el fomento de asociaciones que promuevan un bajo nivel de emisiones y un futuro resistente al cambio climático.”

A fin de lograr un nivel histórico de participación de los pueblos indígenas en la COP20 de Lima, el PNUD y los gobiernos de Noruega y Perú han invitado a asistir a más de 300 hombres y mujeres indígenas de África, Asia y Pacífico, y América Latina y Caribe. En Lima, este grupo celebró reuniones en un Pabellón de los Pueblos Indígenas, por primera vez en una Conferencia de las Partes sobre el cambio climático.

Cinco hombres y mujeres indígenas de las tres regiones citadas presentaron sus propuestas sobre cómo enfrentar el cambio climático, en el curso de un encuentro oficial celebrado hoy.

Cándido Mezúa, de la Alianza Mesoamericana de Pueblos Indígenas, propuso que las delegaciones estatales incluyeran a los pueblos indígenas en sus negociaciones sobre el cambio climático. Asimismo, pidió al PNUD y a los gobiernos de Perú y Noruega que dieran su apoyo a esta propuesta.

 “Los pueblos indígenas son los verdaderos custodios de los bosques, y es importante reforzar su protagonismo en las negociaciones sobre el clima,” dijo la Ministra noruega de Clima y Medio Ambiente, Tine Sundtoft. La ministra dio asimismo las gracias al PNUD y a Perú por haber hecho posible una histórica participación indígena en la COP de Lima.

“Nuestro compromiso con la participación de los pueblos indígenas en esta COP es un paso importante para abordar algunos asuntos indígenas cruciales pendientes, entre otros la tenencia de la tierra,” declaró el Viceministro peruano del Ambiente, Gabriel Quijandria en el evento de hoy.

Helen Clark destacó que los líderes y organizaciones indígenas deben estar facultados para desempeñar un papel más importante en la conducción, la colaboración y la participación en el esfuerzo global de enfrentar el cambio climático, en particular por su papel histórico fundamental en la protección de los bosques, su profunda relación cultural con su entorno natural y su dependencia de éste.

Helen Clark visitó también una feria administrada por el PNUD en las afueras de Lima, que forma parte del Programa de Pequeñas Donaciones del Fondo para el Medio Ambiente Mundial, en la que algo más de 40 personas –mujeres en su mayoría– del altiplano, los bosques amazónicos y las zonas costeras comercializan productos no perjudiciales para el ambiente, como ropa de lana de alpaca, quínoa, frijoles y miel. La Administradora del PNUD destacó la importancia de empoderar a las mujeres y a la vez conservar la biodiversidad, potenciar la resistencia al cambio climático y fomentar el espíritu empresarial.

En su intervención de clausura de la tercera jornada en esta COP, la Administradora hizo hincapié en la capacidad de la colaboración público-privada a gran escala para aportar mejoras al cambio climático y el desarrollo sostenible.

Helen Clark subrayó: Uno de los avances más emocionantes y dinámicos en el ámbito de los bosques en el último año lo han constituido los sustanciales compromisos adoptados por algunas grandes empresas para la eliminación de la deforestación de las cadenas de suministro de productos básicos.” En el sector del aceite de palma, por ejemplo, empresas que representan más del 75 por ciento del comercio mundial de este producto han adoptado políticas de deforestación cero durante el pasado año.

En la Cumbre del Clima de la ONU, presidida por el Secretario General Ban Ki-moon, en septiembre de 2014, el PNUD también facilitó el compromiso de más de 170 gobiernos, empresas, organizaciones de la sociedad civil y representantes de los pueblos indígenas con la Declaración de Nueva York sobre los Bosques, que tiene por objeto rebajar a la mitad la pérdida de bosques naturales para el año 2020, y ponerle fin una década más tarde. Gigantes de la agroindustria, como Cargill y Wilmar, adoptaron políticas de deforestación cero y la industria de bienes de consumo se comprometió a eliminar la deforestación para el año 2020.

Helen Clark destacó además la importancia de la decidida contribución a la mitigación a escala de los países, por medio de ambiciosos objetivos y políticas destinados a reducir la pérdida de bosques y fomentar la reforestación. Asimismo, instó a las economías avanzadas a ofrecer incentivos económicos a gran escala para la protección y restauración de bosques en el contexto del nuevo acuerdo sobre el clima, en particular a través de REDD+ un mecanismo que respalda la reducción de las emisiones por deforestación y degradación de los bosques.

La Administradora del PNUD agradeció al Gobierno de Suiza su compromiso de apoyo a las plataformas nacionales de productos básicos del PNUD, que han venido facilitando la colaboración entre el sector público y privado a escala del país en aras de una mayor sostenibilidad en los principales sectores de productos básicos agrícolas. Por ejemplo, la plataforma nacional de la piña, en Costa Rica, ha dado lugar a una mejor regulación gubernamental, y ha inducido a algunas grandes empresas a que apoyen a los pequeños productores para cambiar a unas prácticas sostenibles. En septiembre, el PNUD lanzó una plataforma del aceite de palma en Indonesia, y en Perú se va a crear otra destinada a reducir la intrusión en la Amazonia.

Con la mayor cartera dedicada al cambio climático de las Naciones Unidas –1.300 millones de dólares para cubrir los ámbitos de adaptación y mitigación– el PNUD ha apoyado a más de 140 países, entre ellos a más de 40 países menos adelantados, a fin de permitirles acceder a la financiación y los mecanismos relativos al cambio climático, y también la implementación de iniciativas de cambio climático. Con ello se incluye el acceso a casi todos los mecanismos de la CMNUCC, como por ejemplo las contribuciones determinadas a nivel nacional, los planes nacionales de adaptación, las medidas de mitigación adecuadas a cada país, las estrategias de desarrollo de bajas emisiones y las comunicaciones nacionales. El PNUD también presta asistencia a los países en sus negociaciones sobre el cambio climático, y ha colaborado con el Gobierno de Perú en la organización de la COP20.

Durante sus reuniones con Helen Clark, el Presidente del Perú Ollanta Humala y el Ministro del Ambiente y Presidente de la COP Manuel-Pulgar Vidal elogiaron el apoyo del PNUD en la organización del mayor evento internacional celebrado en el país.

Pueden leer aquí los comentarios de Helen Clark durante la COP20.

Para más información:

En Lima:
Carolina Azevedo -
Carolina.azevedo@undp.org; Tel: +1 917 208 3732
Karim Capristan -
karim.capristan@undp.org; Tel: +511 975763995

En Nueva York:
Sangita Khadka -
sangita.khadka@undp.org; Tel: +1 212 906 5043 | Celular: +1 917 530 8980

PNUD En el mundo

Estás en PNUD Venezuela 
Ir a PNUD Global

A

Afganistán Albania Algeria Angola Arabia Saudita Argentina Armenia Azerbaiyán

B

Bahrein Bangladesh Barbados Belarús Belice Benin Bhután Bolivia Bosnia y Herzegovina Botswana Brasil Burkina Faso Burundi

C

Cabo Verde Camboya Camerún Chad Chile China Chipre Colombia Comoras Congo (República del) Congo (República Democrática del) Corea (República Popular Democrática de) Costa Rica Côte d'Ivoire Croacia Cuba

D

Djibouti

E

Ecuador Egipto El Salvador Emiratos Arabes Unidos Eritrea Etiopía

F

Filipinas

G

Gabón Gambia Georgia Ghana Guatemala Guinea Guinea Bissau Guinea Ecuatorial Guyana

H

Haití Honduras

I

India Indonesia Irán Iraq

J

Jamaica Jordania

K

Kazajstán Kenya Kirguistán Kosovo (según Res 1244 del Consejo de Seguridad ONU) Kuwait

L

Lao RDP Lesotho Líbano Liberia Libia

M

Macedonia (ex República Yugoslava de) Madagascar Malasia Malawi Maldivas Malí Marruecos Mauricio y Seychelles Mauritania México Moldova Mongolia Montenegro Mozambique Myanmar

N

Namibia Nepal Nicaragua Níger Nigeria

O

Oficina del Pacífico

P

Pakistán Panamá Papua Nueva Guinea Paraguay Perú Programa de Asistencia al Pueblo Palestino

R

República Centroafricana República Dominicana Rusia Federación de Rwanda

S

Samoa Santo Tomé y Príncipe Senegal Serbia Sierra Leona Siria Somalia Sri Lanka Sudáfrica Sudán Sudán del Sur Suriname Swazilandia

T

Tailandia Tanzania Tayikistán Timor-Leste Togo Trinidad y Tobago Túnez Turkmenistán Turquía

U

Ucrania Uganda Uruguay Uzbekistán

V

Venezuela Viet Nam

Y

Yemen

Z

Zambia Zimbabwe