(Caracas, 19 de agosto de 2019) El Día Mundial de la Asistencia Humanitaria rinde homenaje a los trabajadores humanitarios de todo el mundo quienes arriesgan su vida para ayudar a salvar y mejorar la vida de otros. El día 19 de agosto fue designado por la Asamblea General de las Naciones Unidas por coincidir con el ataque a la oficina general de la ONU en Irak en 2003, en el cual perdieron la vida 22 personas.

Este año se resalta en especial a las mujeres trabajadoras humanitarias quienes como ha dicho el Secretario General de las Naciones Unidas “están en primera línea, ya sea para apoyar a los civiles atrapados en una crisis o para hacer frente a los brotes de enfermedades. Su presencia amplía el alcance de las operaciones de ayuda y las hace así más eficaces”.

Resalto hoy nuestro respeto y aprecio a todas las personas, nacionales e internacionales, que apoyan los esfuerzos en curso para brindar asistencia humanitaria a las personas más necesitadas en Venezuela. Es imprescindible que todas y todos que brinden asistencia humanitaria sean respetados y puedan trabajar en un ámbito protegido. El Plan de Respuesta Humanitaria, elaborado por las organizaciones nacionales e internacionales y publicado el miércoles 14 de agosto, es un hito importante que demuestra el compromiso conjunto para ayudar a 2,6 millones de venezolanas y venezolanos, incluyendo 1.2 millones de niños, niñas y adolescentes. Con el plan se pide US$223 millones de la comunidad internacional para responder a las necesidades más apremiadas de los grupos más vulnerables antes de finalizar 2019.

El trabajo humanitario se basa en los principios humanitarios de humanidad, neutralidad, imparcialidad e independencia. Su acción se lleva a cabo en función de las necesidades reales de las personas, dando prioridad a los casos más urgentes sin distinciones de nacionalidad, raza, sexo, creencias religiosas, clase u opiniones políticas; no toma partido en hostilidades ni en controversias de orden político, racial, religioso o ideológico; y es autónoma de objetivos políticos, económicos, militares o de otra índole. Estos principios guían el trabajo humanitario y por eso es imprescindible proteger a todos los actores humanitarios.

Hoy, en el Día Mundial de la Asistencia Humanitaria, ratifico el compromiso de la comunidad humanitaria hacia el pueblo venezolano, pido el apoyo de la sociedad venezolana a la gestión humanitaria y su personal, y urjo a donantes que se comprometan a brindar el apoyo financiero necesario para apoyar a los venezolanos y venezolanas más necesitados.

 

Para mayor información, por favor contactar:

Clara Laire, Oficial de Asuntos Humanitarios, Oficina de Naciones Unidas para la Coordinación de Asuntos Humanitarios (OCHA), clara@un.org, Tel: +58 424 1902 340 o la Oficina del Coordinador Humanitario en Venezuela, unhc.ve@one.un.org

 

 

PNUD En el mundo

Estás en PNUD Venezuela 
Ir a PNUD Global